Características únicas e inusuales que nadie quisiera tener en su cuerpo

Hay características de nuestros padres que muchos quisiéramos tener pero lamentablemente la genética no funciona siempre a nuestro favor y nos dota de algunas anomalías poco comunes que resaltan notablemente a la vista de los demás.
Algunos poseemos rasgos físicos que no nos gustan para nada y buscamos por todos los medios ocultarlos y otros llegan a optar por la operación como última instancia.

“No se trata de verse bien para los demás, consideró que es algo que va más allá de un cuerpo con características “normales”. Esto llega a crear un sin fin de inseguridades para la persona que lo padece, no puedes ni mirarte al espejo sin preguntar ¿por que tenia que ser yo?”.

Acá te presentamos algunas de las características que sobresaltan en estas personas y los hacen ser únicos e inigualables.

El dedo meñique notablemente mucho más largo de lo normal, este es un rasgo que puede pasar desapercibido con mucha facilidad pero no deja de ser sorprendente.

Tiene el mismo patrón de lunares en su brazo y también en el ojo, una marca inigualable.

Un mechón en la parte de atrás de la cabeza que resalta notablemente ya que es de color blanco en medio de abundante cabello castaño.

La genética le jugó una mala pasada a esta persona dándole seis dedos en vez de cinco, tiene dos dedos pulgares.

Conseguir un par de zapatos definitivamente debe ser un trabajo muy duro para este hombre ya que tiene los pies muy cortos y anchos dificultando notablemente su posibilidad de caminar.

¡Podría ser pariente directo de Drácula!

A pesar de tener una dentadura envidiable ella odia sus colmillos por ser más largos de lo normal.

 

Este hombre tiene sus dedos pulgar disparejos, al colocar ambas manos juntas se nota inmediatamente la diferencia de tamaño de sus dedos.

A primera vista se observa una oreja normal pero al tócala un poco se puede ver cómo cambia su forma y da la impresión de tener orejas de duende.

Nació sin el cartílago de la oreja lo que genera que se vean muchísimo más grande de lo habitual, ocultarlas es imposible.

Una forma de ombligo muy peculiar, “al estar en la playa no hay nadie que no se voltee para ver mi ombligo, es un poco desagradable pero ya me acostumbre”.

Este tipo de rasgo se ve en la mayoría de los gatos ya que poseen en su cara ojos de distintos colores, esto es conocido como Heterocromía, muy inusual que se presente en personas, pero como siempre hay sus excepciones. En este caso la chica tiene un ojo marrón y otro verde.

Seguimos con los rasgos que solo él ADN de nuestros padres nos pueden dar. El padre le heredó a su pequeño hijo su deformidad en el pie.

No olvides compartir esta publicación y déjanos tu comentario sobre esa parte de tu cuerpo que no te gusta para nada y que quisieras cambiar.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.