Oso rescatado de un circo encuentra la felicidad bajo el sol

Fueron 25 años de cautiverio y explotación para Toshka, un oso ya mayor, quien fue parte de los espectáculos de un circo en Satanov, Ucrania.

Un santuario se encargó de rescatarlo para ver por su bienestar.

Luego de ser rescatado, el oso fue visto disfrutando del sol a pesar de lo que había sufrido.

Por obvias razones, Toshka tardó en entrar en confianza con sus cuidadores y el proceso de adaptación fue más largo debido a las condiciones en las que vivió.

El debate sobre el uso de los animales en los circos para el entretenimiento continúa y los activistas buscan que la sociedad se de cuenta de la triste realidad por la que pasan muchos animales salvajes.

La experiencia de Toshka bajo el sol se volvió viral en las redes sociales y todos quedaron encantados al ver al oso tan feliz.

Los miembros del santuario platicaron detalles sobre su proceso de adaptación.

“Toshka tenía mucho miedo de la gente: no abandonó los arbustos durante dos semanas»

Además contaron que debido a sus años de cautiverio, el oso había comenzado a perder parte de su naturaleza salvaje.

«La mayor parte de su vida fue un oso de circo, pero ahora está aquí para rehabilitación y soporte vital”.

Tomar baños de sol se ha convertido en el pasatiempo favorito del viejo Toshka, quien ha comenzado a disfrutar de nuevo de la vida y a confiar en el personal del santuario.

Después de leer la historia de Toshka ¿cuál es tu opinión sobre los animales en los circos?

Contesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.